Sin una familia, el hombre, sólo en el mundo, tiembla de frío.

André Maurois

0 votos