Quien no sabe llorar con el corazón tampoco sabe reír.

Golda Meir

11 votos