Como pretendes que otro guarde tu secreto si tú mismo, al confiárselo, no los has sabido guardar.

François de la Rochefoucauld

11 votos