Continuemos saludando mejor que nunca a los tenderos cuando abren sus tiendas, a los empresarios que no cierran, a los autónomos, a los maestros, los médicos, las enfermeras... Si, saludemos y abracemos a la gente que no cierra, a la gente que resiste, la gente que lucha. Y Saludemos a los que aun sonríen. Saldremos de esta. Siempre lo hemos hecho y lo volveremos a hacer

Jaume Barberà

4 votos