Todos los días la gente se arregla el cabello, ¿por qué no el corazón?

Che Guevara

47 votos